PARA OTROS Y OTRAS

PARA OTROS Y OTRAS

El Louvre abrió sus puertas como museo en 1793 mostrando un nuevo modelo que pasaba de las colecciones privadas en manos de las clases dirigentes (monarquía, aristocracia e iglesia) al disfrute del público en general.

Es el museo más importante de Francia, el tercero del mundo en cuanto a superficie  y el más visitado del mundo.

El Museo del Louvre presenta obras del arte occidental desde la Edad Media hasta 1848, de las antiguas civilizaciones precedentes y de las artes del Islam. Tomando la Revolución de 1848 como barrera cronológica, Coubert y los Impresionistas abandonaron el Louvre para instalarse en 1986 en el Museo de Orsay. Las obras de arte moderno y contemporáneo se exhiben en el Centro Pompidou.

Las colecciones están repartidas en ocho departamentos que tienen, cada uno, su propia historia

PINTURAS

Recoge obras representativas de todas las escuelas de pintura europeas, desde el siglo XIII hasta 1848.

La Gioconda, la pintura más universalmente conocida del museo, la compró Francisco I a Leonardo da Vinci en vida, o poco después de su muerte, en Amboise, en 1519. Esta joya forma parte del conjunto de obras maestras que aquel monarca ilustrado adquirió a principios del siglo XVI constituyendo el núcleo inicial de las colecciones reales de pintura; colecciones que los reyes fueron ampliando y que pasaron a ser patrimonio de la nación con la revolución., hasta llegar a formar los fondos de los que ha venido a ser este departamento de pintura.

Casi dos tercios de los cuadros conservados pertenecen a la escuela francesa seguida, en número decreciente, de las escuelas italianas y flamenca. Y demostrando el deseo enciclopédico del Louvre encontramos colecciones hispánicas, germánicas o nórdicas que siguen incrementándose continuamente.

El departamento de Pinturas, organizado en escuelas nacionales desde 1794, presenta hoy todas las facetas de la cultura artística europea, con más de trescientas obras.


La Gioconda. Leonardo da Vinci (1479-1528)


La Libertad guiando al pueblo. Eugène Delacroix (1830)


El baño turco. Jean-Auguste-D. Ingres (1862)


Desembarco de María de Médicis en Marsella. Rubens (1625)

ANTIGUEDADES EGIPCIAS

Esta sección ilustra el arte del antiguo Egipto siguiendo un doble circuito cronológico y temático: desde los orígenes en la prehistoria hasta Cleopatra, y un recorrido temático donde se abordan los temas esenciales (como la escritura, la tumba, el templo, los dioses….)

El departamento egipcio quedará unido para siempre a la memoria de su primer conservador y al descifrador de la escritura jeroglífica: Jean-François Champollion.


El escriba sentado. (2600-2350 a J.C.)


Arpa triangular. Imperio Nuevo.
 

ANTIGUEDADES GRIEGAS, ETRUSCAS Y ROMANAS

En este departamento se reúnen obras de tres civilizaciones: griega, etrusca y romana, ilustrando la actividad artística de una vasta región mediterránea, cuya historia se extiende desde el neolítico (IV milenio a. C) hasta el siglo VI de nuestra era.

Es uno de los más antiguos del Louvre- El entonces llamado “Museo de los Antiguos” abrió sus puertas en 1800 y fue incrementando su obras con antiguas colecciones, embargos revolucionarios, donaciones y adquisiciones.

Uno de los eventos que marcaron la historia de este departamento fue la llegada de la Venus de Milo , donada por Luis XVIII, y la Victoria de Samotracia, enviada por el cónsul francés en Adrianópolis.


La Venus de  Milo


La victoria de Samotracia

ANTIGÜEDADES ORIENTALES

El marco tradicional histórico y geográfico de esta colección cubre un período de nueve mil años que van desde la Prehistoria al principio de la época islámica, y abarca un territorio cuyos confines van de África del Norte al Indo y a Asia Central, y del mar Negro (Anatolia) a la península Arábiga (hasta el océano Índico).

La historia de este departamento se confunde con la de los descubrimientos arqueológicos realizados por los franceses en los países de Oriente Medio y Próximo, donde salieron a la luz las importantes civilizaciones que se sucedieron en Mesopotamia, en Irán y en los países del Levante.


Código de las leyes de Hammurabi (siglo XVIII a. J.C)


Puerta guardada por toros alados asirios (s. VIII a. C)

ESCULTURAS

El departamento de esculturas, situado cronológicamente entre el de Antigüedades griegas, etruscas y romanas y la escultura de la segunda mitad del siglo XIX trasladada al museo de Orsay, expone obras europeas que van de la alta Edad Media a la primera mitad del siglo XIX. Sus colecciones así como las del departamento de Objetos de Arte corren parejas, sin que exista una delimitación clara.

Lo esencial de las colecciones está constituido por obras francesas a las que se añaden numerosos ejemplos significativos de Italia, España y del norte de Europa.


Psique reanimada por el beso de Amor. Antonio Cánova (1793)


Las tres gracias.

OBJETOS DE ARTE

En esta sección aparecen reunidas colecciones de todas las épocas: desde la Alta Edad Media y Renacimiento, artes decorativas de los siglos XVII y XVIII, joyas de la Corona, Objetos y muebles del siglo XIX, los lujosos aposentos de Napoleón III…


Vaso en forma de águila (s. XII)

ARTES DEL ISLAM

La creación de este departamento en 2003 puso el punto y final a una larga historia que empezó en el siglo XIX, época en la que los museos se interesaron activamente por el arte de los países musulmanes.

Se presentan obras provenientes de diferentes países del contorno mediterráneo, Irán, Asia Central y la India, que constituyeron  las tierras del Islam.

Se trata de cerámicas, metales, cristal, textil, marfil y madera. También las artes del libro que ocupan un lugar privilegiado en la tradición islámica.


El león de Monzón. (s. XII-XIII)


Píxide de al-Mughira (s. X)

ARTES GRÁFICAS

La colección de los dibujos, los pasteles, las miniaturas, las estampas, los libros, los manuscritos, los autógrafos así como los bosques, los cobres y las piedras litográficas inscritos sobre los inventarios del Louvre forma uno de ocho departamentos de este museo.

La situación particular del departamento de las Artes Gráficas responde a uno de los caracteres de las obras y asegura su conservación material: la fragilidad de las técnicas y la sensibilidad de los papeles a la luz no permiten la exposición permanente.

El departamento se encuentra organizado a manera de una biblioteca. Las obras permanecen allí arregladas en reservas y salen sólo para consulta en la sala de lectura o para exposiciones de las que  la duración está limitada a tres meses en condiciones de presentación.

ACTIVIDAD